Saltar al contenido
Gamificación

Gamificación en Educación

Conocer todo el potencial que ofrece la gamificación en educación es el camino para afrontar los nuevos retos educativos del mañana. Modificar el modo en el que se trabaja más allá del contenido es clave del éxito contra el fracaso escolar.

gamificacion aula

¿Qué es la Gamificación?

Hablar de gamificación en educación es referirse a el uso del juego y sus elementos dentro del aula. La aplicación de esta metodología busca favorecer y aumentar los procesos de aprendizaje y las habilidades del alumnado. Así como un aumento de la motivación y la aptitud a la hora de afrontar cualquier reto tanto académico como en un futuro laboral.

Objetivos de la Gamificación en Educación

La gamificación plantea un sistema de aprendizaje que busca ayudar al alumnado a adquirir conocimientos de un modo más efectivo y motivador. De este modo se busca conseguir un mayor compromiso con su propio aprendizaje.

Es por este motivo, que muchos de los centros educativos han empezado a aplicar este tipo de metodologías, recursos y adecuaciones dentro de la metodología del aula buscando atrapar a un alumnado que está alejado de prácticas y estructuras más clásicas.

Características de la Gamificación en el Aula

En la gamificación en el aula el profesor deja de ser el protagonista a ser simplemente el director de juego. Los alumnos bajo el rol de jugadores son los agentes activos de su proceso de aprendizaje y el docente será el que acompañe al alumno durante este camino.

Este cambio de paradigma supone unos beneficios en la relación alumno – profesor y sobretodo en la motivación del alumnado dentro de la participación activa de la dinámica grupal.

Beneficios de la Gamificación en la Educación

Como hemos mencionado anteriormente existen unos beneficios evidentes cuando se aplica la gamificación dentro de una dinámica de aula. Algunos de estos beneficios son:

Aumento de la Motivación por el Aprendizaje

El juego es algo inherente en el aprendizaje desde edades muy tempranas. El niño articula todo su aprendizaje en base a jugar y esto hace que su motivación aumente de forma considerable.

Incluso se puede afirmar que aprender no resulta una actividad estimulante y motivante para el alumnado y esto cambia cuando se filtra a través del paradigma del juego.

Los juegos de caza preparaban a nuestros ancestros para esta actividad de adultos, los juegos de guerra hacían lo propio en tiempos donde el conflicto bélico estaba a la vuelta de la esquina y por tanto, hoy en día deberíamos enseñar mediante el juego para preparar a nuestros alumnos a vivir en la sociedad actual.

Modula la Curva de Dificultad en el Aprendizaje

Cada juego es diseñado en base a una serie de objetivos y retos a superar. Quien ha jugado a videojuegos comprende rápidamente que un reto es un estímulo para realizar cada vez acciones más complejas.

En el mundo educativo esta premisa funciona del mismo modo. Nuestros alumnos deben subir el grado de dificultad de sus aprendizajes para tener una progresión escalada y adecuada a las habilidades dentro de cada edad. El profesor debe crear diferentes escalados para garantizar que todo el mundo pueda acceder al juego en cuestión.

Siguiendo con el símil del videojuego, en éste aparecen diferentes modos de dificultad (fácil, normal y difícil) para que cada jugador escoja la experiencia que desee recorrer. El profesor como diseñador del juego debería ofrecer también esta opción.

Aporta Diversión al Proceso de Aprendizaje

La idea de clase clásica donde el alumno sólo es un receptor de contenidos que luego debe reproducir a la perfección resulta poco estimulante. Es más, se podría asegurar que muchos de los alumnos de hoy en día encuentran este modelo poco práctico para el tipo de vida actual.

El aburrimiento que sienten los aleja de los estudios buscando otro tipo de enseñanzas o abandonarlo de manera definitiva. El juego ofrece de un modo divertido y mediante la práctica situaciones que el alumno encontrará estimulantes para su aprendizaje.

Favorece el Aprendizaje

El interés y la comprensión de los conceptos que los alumnos deben adquirir a lo largo de su vida educativa están estrechamente relacionados con la gamificación.

A través de ella el alumno adquiere conceptos que pueden ser sencillos o muy complejos.

Aumenta la Atención y la Concentración

La gamificación es una metodología estrechamente vinculada con la motivación, la productividad y la mejora de capacidades tales como la atención y la concentración. Se presenta como un círculo vicioso en el que el alumno es el que realmente se ve beneficiado.

Al aumentar la motivación de los alumnos están más predispuestos a aprender, algo que mejora sustancialmente su capacidad de atención y concentración. Como consecuencia los alumnos se sienten recompensados y eso aumenta la motivación continuando con el círculo vicioso descrito.

Mejora el Rendimiento Académico de los Alumnos

Seguido del punto anterior, todos los factores conllevan una mejora del rendimiento académico de los alumnos. Al asimilar conceptos y saber aplicarlos mejoran sus notas finales.

Está demostrado que el ser humano sólo aprende cuando tiene una sensación de placer, por lo que estimular el cerebro límbico será la clave para que mediante la gamificación en la educación el alumno solidifique sus aprendizajes.

Incrementa las Relaciones Sociales

El trabajo cooperativo es uno de los pilares dentro del aprendizaje cognitivo. Los alumnos aprenden de un modo más eficiente cuando su interlocutor es un igual.

Los juegos obligan a que el alumnado trabaje en equipo para solucionar el reto que el docente le plantea y por tanto, obliga a que su red social se vea ampliada. Mediante la gamificación cada jugador adquiere un rol, una función y una labor que debe ejecutar a la perfección por el bien común.

Educa en el Uso del Videojuego

Los videojuegos son una herramienta pedagógica de una gran poder dentro del ámbito educativo. Existen múltiples títulos que pueden usarse dentro del aula en su totalidad o de manera parcial.

La gamificación es un magnífico modo de trabajar los videojuegos y sensibilizar a los alumnos de la necesidad de usarlos de un modo seguro, moderado y responsable.

Favorece la Resolución de Problemas

El aprendizaje basado en la resolución de problemas es clave para afianzar conocimientos. Mediante la gamificación se plantean retos que los alumnos debe afrontar individual o colectivamente.

Los enigmas, problemas, acertijos activan el pensamiento lógico y el aprendizaje mediante deducción. La práctica constante del ensayo y error estimula el pensamiento científico.

gamificacion en educacion

Los beneficios de la gamificación en la educación son amplios y reconocibles. El alumno se encuentra ante un panorama estimulante donde el aprendizaje es divertido, efectivo y un nuevo modo de acceder a los conocimientos donde la motivación es la pieza fundamental para que los alumnos aprendan.