Saltar al contenido
Gamificación

Proceso de Gamificación

Toda metodología necesita un proceso para ser aplicada. La gamificación no escapa a este proceso de tal modo que es necesario tener en cuenta diferentes conceptos que deben ser atendidos durante la aplicación de esta metodología. A continuación se muestran los elementos fundamentales a tener en cuenta durante el proceso de gamificación.

gamificacion empresa

Inicio del Proceso de Gamificación

Antes de iniciar a gamificar cualquier aspecto, se deben tener en cuenta diferentes elementos indispensables para dicho proceso. Sin ellos, no se puede iniciar a gamificar ningún entorno, ninguna experiencia o situación. Estos elementos son:

  1. Objetivo: Sin un objetivo, qué es lo que queremos conseguir con la gamifiación será muy difícil realizar un buen trabajo.
  2. Inspiración: Decidir la temática que desarrollaremos en este proceso de gamificación y cómo se hará, para acercarnos a nuestro objetivo.
  3. Usuarios: a quién va dirigido, a niños, a adultos, en un espacio de educación, en una empresa, etc.

Límites del Proceso de Gamificación

Tenemos que conocer las limitaciones con las que nos encontraremos para desarrollar el proyecto. Por un lado hay que conocer cuál será el espacio de juego, no es lo mismo que se desarrolle en un aula, que en una empresa, con ordenadores o con herramientas analógicas.

Los materiales de juego que están a nuestra disposición también nos marcarán como desarrollar el proyecto.

Hay que tener en cuenta también el nivel de los jugadores y el número mínimo y máximo de participantes a los que pretendemos llegar.

Y finalmente, el tiempo de juego, los jugadores tendrán que conocer cuáles son los objetivos a los que deben llegar y en cuanto tiempo.

Tipo de Jugadores

Según la clasificación creada por Richard Bartle en 1996 se distinguen 4 tipo de jugadores según el rol y acciones preferentes que éstos realizan durante cualquier juego. Esta famosa taxonomía inicialmente sólo era aplicada en los juegos multijugador en línea, aunque su utilidad ha sido de gran ayuda en todo proceso de gamificación.

proceso gamificacion
Taxonomía de Richard Bartle (1996)
  1. Triunfadores: es un tipo de jugador que disfruta consiguiendo insignias, mejorando niveles y consiguiendo logros y puntos del juego. Son competitivos pero sin perjudicar a los demás jugadores, simplemente su interés es conseguir más y más rápido que los demás.
  2. Exploradores: les gusta explorar el mapa y descubrir sitios escondidos o secretos, prefieren ir por libre y cuanto más abierto sea el escenario más disfrutan.
  3. Sociables: Disfrutan cuando interaccionan con otros jugadores a través del juego, y su interés radica en la posibilidad de comunicación y conocer a gente del juego.
  4. Asesinos: La intención de este tipo de jugador es ser el mejor y acabar con los demás jugadores. Son competitivos y quieren ganar, destruyendo a los demás o los recursos de los demás.

¿Cómo Funciona el Proceso de Gamificación?

Este es un concepto muy importante para tener en cuenta en el proceso de gamificar, nos referimos al flow. El flow es básicamente, el equilibrio entre las habilidades del usuario y la dificultad del sistema. Si el sistema es demasiado fácil, acabará creando aburrimiento y perderemos el factor de vinculación y motivación para seguir. Si el sistema es demasiado difícil creará frustración. La frustración, cuando se encuentra dentro de unos parámetros concretos convierte al proceso en un reto para el jugador, por lo tanto se vincula y motiva para seguir. En cambio, si la frustración es demasiado elevada, el jugador la percibe como imposible para él y puede abandonar.